809597045

(El Universo) Con la más reciente resolución emitida por la Agencia de Regulación y Control de Electricidad (Arconel), los usuarios residenciales cuyo consumo de energía exceda los 500 kilovatios hora (kWh) al mes, la tarifa será de 10,5 centavos de dólar, según un comunicado del Ministerio de Energía y Recursos Naturales No Renovables que difundió la tarde de este miércoles 17 de junio.
“Mientras que para los sectores industrial y comercial se establecerá una disminución del 50% del valor actual de la tarifa por demanda, siempre y cuando registren una demanda inferior al 60% del máximo registrado en su historial”, se detalla en el comunicado. Según esta cartera de Estado, estas medidas beneficiarán a 190 000 usuarios residenciales y 82 000 industriales y comerciales.
Según el Ministerio de Energía la resolución se la emitió como parte de la implementación de medidas de compensación complementarias para los clientes de las empresas de distribución de electricidad durante la emergencia sanitaria, por la que se han contagiado 48 490 ecuatorianos.
Así también, se informa que se mantiene la tarifa de la dignidad, de 4 centavos de dólar para las aproximadamente un millón y medio de familias de bajos ingresos económicos, aunque sobrepasen el límite de consumo permitido en su categoría (hasta 110 kWh-mes en la Sierra y hasta 130 kWh-mes en la Costa).
“Mientras tanto, para el segmento de 2,7 millones de usuarios residenciales cuyo consumo es mayor que los de la tarifa de la dignidad y menor a 500 kWh por mes, se congela su tarifa en el valor registrado antes del estado de excepción.
La aplicación de estas medidas a nivel nacional corre a partir de los consumos de marzo y mientras dure el estado de excepción, se especifica en la comunicación, que enfatiza que no se cortará el servicio por falta de pago de las planillas desde abril, para lo cual consta la posibilidad de diferir los consumos a un plazo de 12 meses sin intereses, ni recargos.