809597045

(Cinco Días, 02/11) El Gobierno promueve la instalación de plantas en embalses
Su uso se limita al bombeo y al autoconsumo
Progresivamente, España se agarra a un fenómeno emergente en el mundo: el desarrollo de la energía solar fotovoltaica flotante, en torno a la cual proliferan megaproyectos de instalación de paneles solares sobre masas de agua en países como China, Singapur, Taiwán, Corea del Sur o India, pero también europeos como Países Bajos.
El plan del Ministerio para la Transición Ecológica (Miteco) para instalar placas fotovoltaicas flotantes sobre el agua de los embalses recibió el pasado 10 de octubre un espaldarazo al obtener el apoyo mayoritario –que no unánime– del Consejo Nacional del Agua, que reúne, entre otros actores, a las comunidades autónomas.
“Se trata de una aplicación de la fotovoltaica que está dando sus primeros pasos, pero que se espera que crezca rápido por todo el mundo. Ya hay proyectos de gran magnitud, sobre todo en Asia”, destaca Héc­tor de Lama, director técnico de Unef, la asociación sectorial de energía solar en España.
Las empresas creen que pueden desplegarse parques de 3 gigavatios